Antonimos

Los antonimos mas usados

Antónimos de Conspicuo

/
/
/
666 Views

↓ ¿Cuáles son los antónimos de Conspicuo?

Antonimos:

  • desconocido

Antónimos de Conspicuo – lo que debes saber

El planeta está construido de contrastes. En el globo hallamos rutas geográficas contrarias: este-oeste, norte-sur. Continuando esta división, a menudo usamos la frase “algo se encuentra en los polos opuestos”. Ni es extraño emplear palabras que unimos en pares opuestos: “anverso – reverso”, “dos caras de una moneda”, “comienzo – final”, “positivo – negativo”.

A menudo estas oposiciones surgen en distintos sistemas de signos. Como ejemplo, en la jerga matemática contamos los valores + y -“, y en los semáforos el mensaje “permitido – no permitido”, que se manifesta por la diferencia de colores verde – rojo. Algunos de estos pares de puntos consiguen también ser examinados como negativos o positivos: malo – bueno. Y si no hay tales significados escritos en las expresiones, la valoración está en las asociaciones.

En este apartado aprenderemos sobre las expresiones y definiciones opuestas, no solo sobre antónimos de Conspicuo, pero de cualquier otra palabra castellana. Tal contraste en la lengua se denota negación o contradicción.

De esa forma son todos las palabras y sus antónimos, también los antónimos de Conspicuo.

Antónimo de Conspicuo – ¿qué es un antónimo?

Ya conoce cuál es el término opuesto para Conspicuo.
Pero, ¿un antónimo es un oximoron?
A veces se confunde a antónimos con los oximorones. Si ha revisado este escrito, posiblemente perciba la oposición entre ellos. Sin embargo, es importante recordar que un oxímoron es el uso de palabras que no sólo se refutan entre sí en términos de significado, sino que sobre todo una de ellas describe a la otra. Así que “camino sobre el fuego y el hielo” es un antónimo, mientras que “el hielo ardiente” se refiere a un oxímoron.
Nos referimos aquí a todas las palabras, también de los antónimos de Conspicuo.

¿Cómo buscamos los antónimos de Conspicuo?

La recopilación de cualquier glosario, introduciendo un vocabulario de términos opuestos, inicia con una incuestionable perspectiva del mundo. Todos los diccionarios son, en esencia, subjetivos. En el lugar de un lenguaje que intenta explicar términos opuestos, esto puede no ser preciso a primera instancia.

Para entender cómo los lexicógrafos reúnen los glosarios de términos opuestos, primero tenemos que definir qué significa fielmente “términos opuestos” y por qué están interesados en recopilar diccionarios de antónimos.

Este ejemplo, es el de un científico de la IA que contesta el problema del habla natural.

CONSPICUO y otras palabras – Antónimos y sinónimos – en qué se diferencian

Por ejemplo, dada el término de entrada “grande”, investigaría las palabras más análogas a ella: fundamentándose en su insistencia en el texto y otros factores. Así descubrimos que las mejores combinaciones son: grande, gigantesco, enorme. Hecho esto, pasamos a buscar antónimos, de la misma manera, con un ejercicio mecánico e inteligencia artificial. Así que luego crearía un modelo de cómo la gente relaciona estas frases, verbigracia que son antónimos entre sí.

Posteriormente podría usar este modelo para notar si hay algún patrón en el empleo de las frases que enseñe un sinónimo y opuesto.

¿Qué dice la filología sobre los antónimos de Conspicuo y otras palabras?

Es indiscutible que hay varios dúos de vocablos que nos presentan la angosta unión entre los idiomas y la verdad. Demasiados de estos uniones no sólo existen en inglés, sino también en otros lenguajes. Esto es debido a que la mayoría de las mentes humanas confrontan dificultades semejantes cuando tratan de entender el entorno que los envuelve. Puedo darles unos cuantos ejemplos. Por ejemplo, cuando nos referimos a el espacio, la palabra “dentro” es opuesta a la la palabra “fuera”. Esto nos expresa que para todos nosotros siempre existe algo dentro y algo fuera. Lo entendemos porque cada vez que pretendemos considerar el entorno solemos utilizar vocablos como las mencionadas.

Otro ejemplo es “feliz” y “triste”. Aquí las palabras nos dicen que existen dos tipos distintos de sentimientos. Lo sabemos porque no podemos sentir los dos al mismo tiempo.
Esta no es la justificación completa. Podemos seguir con estos términos opuestos por largo tiempo.

¿Por qué deberíamos saber los antónimos de CONSPICUO y otras palabras?

El concepto de antónimos es bastante esencial desde el punto de vista de los expertos en gramática, pero además para dramaturgos, e incluyendo para los psicólogos. La idea y el concepto de los verbos contrarios es una herramienta que las personas han construido para ellos mismos a medida que se desarrolla su idioma y los procesos de razonamiento.

Es un hecho interesante el cómo hemos configurado un idioma que es funcional para las personas, y permite entender y organizar el entorno. Por ejemplo, mientras que los humanos evolucionaron precisaron ser capaces para explicar el mundo que les rodeaba, así que desarrollaron términos contrarios como frío y calor. Estos son conceptos con los que podemos explicar sencillamente una circunstancia.

Igualmente se ajusta al concepto de antónimos. Es un método de narrar algo con palabras, para que podamos comunicarnos sobre ello.
El asunto es que esto no funciona así para las computadoras. No es sencillo programar un computador para que sepa claramente las correspondencia opuestas de distinto peldaño entre las palabras.
Las personas no son robot, en virtud de que la invención de los antónimos es un término humano que no procede para los computadores. Un robot no tiene ser definido como algo que es lo contrario a otra cosa.

opuesto y la filosofía

Un buen paradigma de antinomia es la contradicción del mentiroso que asiente algo en este sentido: “Lo que digo es falso” . Sin embargo, si le digo esta oración para que se vea de mentira, entonces por definición no logra ser cierta, pero sí lo es, si lo que digo es falso… Una contradicción. La contradicción del mentiroso es una contradicción autorreferencial que se puede enunciar de la siguiente manera: Esta exposición (o proposición) es mentira. La frase es obviamente verdadera o falsa, pero si es real entonces lo que dice debe ser falso, y viceversa.

¿Para qué utilizamos antónimos?

Un contrario es una frase que posee el termino contrario al de otras palabras. Por ejemplo, “grande” y “diminuto” son contrarios, al igual que muchas vocablos en inglés como “bueno” y “maligno”, o “amable” y “despiadado”.
Su pregunta de “¿Por qué usamos contrario ?” es una pregunta que invita a la reflexión, y hay que decir que experiencia diferentes respuestas posibles. Una solución sería porque si quiere informar con precisión lo que quiere expresar con las vocablos, entonces puede ser muy útil proporcionar el concepto opuesto usando otra palabra o frase.

Tenemos que comprender los opuestos puesto que pueden ser muy favorables. Por ejemplo, habitualmente es posible hallar si una palabra posee un opuesto únicamente contemplando la palabra misma (conseguimos ejecutarlo no sólo con palabras e igualmente con varias formas de lenguaje como frases y oraciones). La causa por lo cual es beneficioso comprender el antónimo de un término en concreto reside en el caso de que los opuestos contienen importantes semejanzas además de sus desemejanzas. Analizaremos estos parecidos.
Una similitud entre los contrarios es que ambos figuran un conjunto absoluto y cercado. Son, por así decirlo, las dos terminaciones de una imagen (la singularidad acá son los términos con múltiples antónimos).
Otro parecido entre los opuestos es que ambos alcanzan a ser utilizados en iguales contextos. Diversos términos poseen un montón de connotaciones y por consiguiente un montón de ámbitos de uso.

De esta manera, no obstante se tienen cantidad de desigualdades entre los términos distintos y las palabras no antonómicas por igual, además se tienen varias semejanzas.
Así que en conclusión, debemos estudiar los contrarios, porque pueden a ser muy útiles.

This div height required for enabling the sticky sidebar