Antonimos

Los antonimos mas usados

Antónimos de Ondear

/
/
/
558 Views

↓ ¿Cuáles son los antónimos de Ondear?

Los antónimos de ONDEAR son

Antónimos de Ondear – la información que debes saber


La razón principal para emplear los antónimos es la estética del lenguaje.
Antónimos ayudan a realzar los contrastes dichos en el idioma. Indican desemejanzas en el raciocinio y emociones. Incrementan el vocabulario, aunque el manejo de frases antonímicas casi nunca asegura una expresión correcta. Es importante recordar que puede ser absurdo construir una expresión de términos opuestos en el entorno de toda la variedad de significados de un término.

De ese modo son todos las palabras y sus antónimos, también los antónimos de ONDEAR.

ONDEAR y su antónimo


Una vez aclarado cuál es el término opuesto para Ondear, nos podemos preguntar cómo aprendemos los antónimos.
La mayoría de las personas parecen aprender los antónimos por medio de la repetición. Al exponer repetidamente una palabra, y después se presenta lo contrario de esta palabra, con el tiempo iniciarán a contemplar cómo las palabras representan conceptos opuestos. Esto resulta para casi todos de los antónimos. La dificultad de retener antónimos por la repetición, es que toma demasiado tiempo aprenderlos uno por uno en la vida real. Por esta razón en las escuelas se incentiva a la lectura e igualmente el estudio del lenguaje. Nos referimos aquí a todas las palabras, también de los antónimos de Ondear

Otra dificultad del uso de lo repetitivo como estrategia de estudio es que personas acostumbran utilizar antónimos en situaciones en las que les resulta complicado saber si el término que se está escuchando indica lo contrario de otra.

¿Cómo recogemos los antónimos de Ondear?


Lo primero que se debe tomar en cuenta es que muchas expresiones se emplean de diferentes maneras, así pues una expresión dada puede hacer referencia a diferentes situaciones. Podrían estar buscando antónimos para preparar su libro de glosarios, o solamente pueden  estar buscando sinónimos en vez de expresiones iniciales.

Para poder crear un libro de glosarios, se precisan varios vocablos que signifiquen precisamente lo contrario de otras palabras, de manera que cuando la gente requiera hallar un vocablo puedan encontrar su antónimo.

Aunque, habitualmente la gente inventa estas palabras por sí misma.

Ondear y otras palabras – ¿Cuál es la diferencia entre antonimos y sinonimos?


¿Hay alguna otra frase que se utilice en el mismo contexto?

La segunda cosa es hallar las palabras que no tienen un antónimo explícito, como “oído”. Se supone que en general (salvo contextos muy específicos) los sinónimos de estos vocablos no están.

Un sinónimo tiene su contrario. Es opuesto – una conclusión que alcanza el inverso del motivo. Opuesto es el término opuesto. Ejemplos de opuesto son: “caliente” y “frío”, “largo” y “chico”, “abierto” y “cerrado”. Los opuesto, como los iguales, son diferentes. Los contrarios pueden derivar de la gradación, por ejemplo: “chico” y “grande”, “chavo” y “anciano”, “bajo” y “alto”. En esta ocasión, no representan cualidades opuestas individuales, sino que son un medio habla de manifestar la gradación. Los pares de palabras opuestas son antónimos añadidos. Al oponerse a los incognitos, la negación se cambia en una declaración: “él está casado” y “el no es solterón, “ella es soltera” y “no está casada”. Otra forma de opuesto es la transformación. Los nombramos parejas de palabras, por ejemplo: “adquirir” y “vender”, “salir” y “regresar”. “Antónimo” asimismo tiene un antónimos. Es la palabra “sinónimo”.

¿En qué momento aprenden los chicos los antónimos de ONDEAR y otras palabras?


En primer lugar, la gente aprende nuevas palabras y conceptos ya que se encuentran sujetos a ellos en su entorno. Como por ejemplo, un niño que es educado por los padres con su hermano mayor, conoce lo que representa “mayor” porque se le instruyó este significado de manera práctica. Si el mismo infante fuera formado sin hermanos, entonces tal vez esta definición en particular sería muy complejo de entender o también inexistente. Eso nos insta a creer que el estudio de sinónimos y antónimos depende en gran medida del medio social en el que nos desarrollamos.

¿Por qué deberíamos entender las palabras opuestas de Ondear y otras palabras?


La definición de antónimos es sumamente relevante desde el punto de vista de los expertos en gramática, pero también para dramaturgos, e incluso para los psicólogos. La imagen y el concepto de los verbos antagónicos es una cosa que las personas han hecho para sí mismos a medida que se transformaba su lengua y los modos de razonamiento.

Es un hecho interesante el cómo hemos estructurado un idioma que es funcional para la gente, y facilita entender y ordenar el mundo. Por ejemplo, mientras que los humanos se transformaron precisaron ser capaces para explicar el hábitat, por lo que desarrollaron términos contradictorios como frío y calor. Esos son conceptos con los que podemos contar claramente una circunstancia.

Asimismo se aplica al concepto de antónimos. Es un método de narrar algo con expresiones, para que podamos hablar sobre ello.
El dilema es que esto no opera así para las computadoras. No es fácil programar un computador para que sepa bien las interrelaciones opuestas de variado grado entre los términos.
Los colectivos no son computadoras, así que la creación de los antónimos es un término humano que no actúa para los computadores. Un robot no tiene ser explicado como algo que es lo contradictorio a otra cosa.

Antónimos y la ciencia

Un buen paradigma de antinomia es la paradoja del embustero que afirma cualquier cosa en este sentido: “Lo que expreso es mentira” . Aunque, si le digo esta frase para que se vea de mentira, entonces por sintesis no logra ser verdadera, sin embargo sí lo es, si lo que comento es mentira… Una contradicción. La contradicción del mentiroso es una contradicción autorreferencial que se podría enunciar de la siguiente forma: Esta exposición (o proposición) es falsa. La frase es absolutamente real o falsa, pero si es verdadera por lo tanto lo que habla debe ser falso, y viceversa.

¿Para qué utilizamos contrario?

Un antónimos es una frase que tiene el significado opuesto al de otras vocablos. Por ejemplo, “grande” y “pequeño” son opuestos, al igual que muchas palabras en inglés como “bondadoso” y “malvado”, o “agradable” y “cruel”.
Su pregunta de “¿Por qué usamos opuesto ?” es una pregunta que invita a la meditación, y hay que hablar que hay diferentes respuestas posibles. Una solución sería porque si desea comunicar con precisión lo que deseas decir con las palabras, entonces puede ser muy valioso proporcionar el concepto contrario utilizando otra palabra o frase.

Tenemos que conocer los opuestos puesto que pueden ser muy beneficiosos. Como, frecuentemente es probable hallar si una palabra dispone un opuesto simplemente viendo la expresión misma (podemos hacerlo no sólo con expresiones más asimismo con varias formas de comunicaciones como frases y oraciones). El motivo por lo cual es provechoso entender el contrario de un término en concreto reside en el caso de que los contrarios sostienen notables parecidos así como sus desigualdades. Examinaremos estos parecidos.
Una similitud entre los opuestos es que los dos simbolizan un conglomerado absoluto y cercado. Son, como ver, los dos extremos de un espectro (la excepción aquí son las expresiones con diversos antónimos).
Otro parecido entre los opuestos es que uno y otro alcanzan a ser usados en exactos contextos. Diversos términos tienen un montón de significados y en consecuencia gran cantidad de contextos de empleo.

De ese modo, si bien hay muchas diferencias entre las palabras opuestas y las expresiones no antonómicas por igual, también existen muchas parecidos.
En fin, tenemos que conocer los contrarios, porque llegan a ser muy útiles.

This div height required for enabling the sticky sidebar