Antonimos

Los antonimos mas usados

Antónimos de Salivazo

/
/
/
1133 Views

↓ ¿Cuáles son los antónimos de Salivazo?

Los antónimos de Salivazo son

Antónimos de SALIVAZO – lo que debes saber


La tierra está construida de contrastes. En el globo hallamos direcciones geográficas opuestas: norte-sur, este-oeste. Prosiguiendo esta separación, con frecuencia empleamos la oración “algo se encuentra en los polos opuestos”. Ni es curioso usar palabras que juntamos en pares opuestos: “positivo – negativo”, “comienzo – final”, “dos caras de una moneda”, “anverso – reverso”.

Con frecuencia estas oposiciones surgen en distintos sistemas de símbolos. Por ejemplo, en la notación matemática tenemos los valores + y -“, y en los semáforos el mensaje “permitido – no permitido”, que se manifesta por la desigualdad de colores verde – rojo. Algunos de estos pares de puntos pueden también ser evaluados como negativos o positivos: bueno – malo. Y si no tiene tales significados escritos en las expresiones, la evaluación está en las asociaciones.

En esta parte aprenderemos sobre las palabras y definiciones opuestas, no solo sobre antónimos de Salivazo, pero de cualquier otra palabra española. Dicho cotejo en el lenguaje se llama contradicción o negación.

De esa forma funcionan todos las palabras y sus antónimos, también los antónimos de SALIVAZO.

Salivazo y su antónimo


Ya le hemos explicado cuál es el término opuesto de Salivazo.
Pero, ¿un antónimo es un oximoron?
En muchas ocasiones se confunde a antónimos con los oximorones. Si ha revisado este contenido, posiblemente perciba la diferencia entre ellos. Sin embargo, vale la pena mencionar que un oxímoron es la utilización de expresiones que no sólo se contradicen entre sí en cuestión de definición, sino que más que todo una de ellas describe a la otra. Por lo que “camino sobre el fuego y el hielo” es un antónimo, mientras que “el hielo ardiente” se refiere a un oxímoron.
Nos referimos aquí a todas las palabras, también de los antónimos de Salivazo.

¿Cómo recogemos los antónimos de SALIVAZO?


Primero, un lexicógrafo consigue palabras contrarias del modo como lo haría una mente inquisitiva. Observan y contrastan expresiones con definiciones parecidas hasta que descubren lo que las vuelve distintas y por consiguiente su inverso.

Una porción del inconveniente de conseguir antónimos es escoger una expresión lo suficientemente general para que abarque la mayoría de las definiciones de un término concreto.

Así mismo es bastante complejo conseguir antónimos para algunos términos.

Es difícil ubicar antónimos para las expresiones. Para ciertos términos, lo contrario ni siquiera existe.

Por ejemplo, ¿qué es lo inverso a existir?

Bueno, en esta situación hay otro ejemplo de un vocablo que no tiene un contrario. ¿Qué se define como lo inverso al tiempo?

SALIVAZO y otras palabras – ¿Cuál es la diferencia entre antonimos y sinonimos?


Por ejemplo, dada la palabra de entrada “grande”, indagaría las frases más similares a ella: apoyándose en su repetición en el discurso y otros factores. Así descubrimos que las mejores casualidades son: grande, gigante, formidable. Hecho esto, pasamos a investigar antónimos, de la misma forma, con un ejercicio mecánico e inteligencia artificial. Así que prontamente crearía un modelo de cómo la gente enlaza estas frases, por ejemplo que son contrarios entre sí.

Posteriormente conseguiría utilizar este tipo para notar si hay algún patrón en el uso de las palabras que enseñe un parecido y opuesto.

¿En qué momento aprenden los pequeños los antónimos de SALIVAZO y otras palabras?


En primer lugar, la gente aprende palabras nuevas y conceptos debido a que se encuentran expuestos a ellos en su entorno. Por ejemplo, un niño que es formado por sus padres y un hermano mayor, aprende lo que representa “mayor” porque se le enseñó esta definición de forma práctica. Si el mismo niño fuese educado sin hermanos, en consecuencia quizás este concepto particular sería más difícil de asimilar o hasta inexistente. lo que nos insta a considerar que el estudio de sinónimos y antónimos precisa en demasía del entorno social en el que nos encontramos.

¿Por qué deberíamos dominar las palabras contrarias de SALIVAZO y otras palabras?


La definición de antónimos es bastante relevante desde la optica de los conocedores de la lengua, pero igualmente para escritores, e incluso para los psicólogos. La representación y el concepto de los verbos contradictorios es una cosa que las personas han realizado para ellos mismos a medida que evolucionaba su lenguaje y los procesos de pensamiento.

Es un caso importante el cómo hemos configurado un idioma que es funcional para el colectivo, y permite comprender y estructurar el mundo. Por ejemplo, a medida que los humanos se transformaron necesitaron ser preparados para delinear el hábitat, por lo que desarrollaron términos contrarios como frío y calor. Ellos son definiciones con los que podemos describir fácilmente una coyuntura.

Lo mismo se adapta a la definición de antónimos. Es una forma de explicar algo con expresiones, para que podamos entendernos sobre ello.
El asunto es que esto no opera así para las computadoras. No es sencillo programar un computador para que entienda perfectamente las relaciones antagónicas de variado peldaño entre las palabras.
Los humanos no son computadoras, así que la concepción de los antónimos es un concepto humano que no funciona para los ordenadores. Un robot no puede ser explicado como algo que es lo contrario a otra cosa.

¿Cómo encuentran los lexicógrafos los opuesto?

Consideremos el modo en que los seres humanos estudian un lenguaje. Primordialmente debemos memorizar un grupo de emblemas y sus conceptos a fin de poder comunicarnos con otras personas. Después, como adultos, usamos esos símbolos dentro de nuestras rutinas diarias aun cuando hayan entidades autoritarias de ruidos o signos (por ejemplo, grafemas y términos elaborados de las grafemas). Solamente pues se nos adiestro en que alguna unión de sonidos engloba una connotación que les proporciona una interpretación.
Pensemos que pudiéramos enseñar a los animales a emplear el argot del hombre. Memorizarían los signos injustos y sus connotaciones. Ahora, no forzosamente discernirían lo que designan esas palabras, porque no se les ha enseñado ningún concepto del mundo real detrás de ellas.
Como, si le dijéramos a un perro que la expresión “chuchería” representa comida, así siempre que escuchen la palabra “caramelo”, esperarán adquirir algo bueno. Pero sólo ya que las personas les hayan educado que este signo designaba comida no es que los caninos entiendan lo que es.

De igual manera sucede con las designaciones. Los nombres son signos del todo autoritarios que los humanos han aprendido a relacionar con el hombre o cosa. Las expresiones no tienen un concepto permanente en si misma, no obstante a causa de que se nos formo como que indican algo, cuando oímos un nombre le cedemos algún significado.
Aquí es donde entra el significado de antónimos. Un antónimo es un término que dispone de un concepto opuesto a otro término, y logra ser empleado igual que una herramienta para entender lo que significan las expresiones.

This div height required for enabling the sticky sidebar