Antonimos

Los antonimos mas usados

Antónimos de Utopico

/
/
/
712 Views

↓ ¿Cuáles son los antónimos de Utopico?

Antonimos:

  • real, material

Antónimos de Utopico – la información más importante

La tierra está construida de contrastes. En el globo hallamos rutas geográficas contrarias: norte-sur, este-oeste. Continuando esta división, a menudo usamos la frase “algo se encuentra en los polos opuestos”. Tampoco es raro usar expresiones que combinamos en pares opuestos: “positivo – negativo”, “comienzo – final”, “dos caras de una moneda”, “anverso – reverso”.

Muchas veces estas oposiciones surgen en diversos sistemas de símbolos. Como ejemplo, en el argot matemático disponemos los valores + y -“, y en los semáforos el mensaje “autorizado – no autorizado”, que se manifesta por la desigualdad de colores verde – rojo. Algunos de estos pares de puntos consiguen incluso ser evaluados como negativos o positivos: malo – bueno. Y si no tiene tales conceptos escritos en las palabras, la apreciación está en las asociaciones.

En esta sección entenderemos de las expresiones y significados opuestos, no solo sobre antónimos de Utopico, pero de cualquier otra palabra española. Esta comparación en el habla se nombra contradicción o negación.

De ese modo son todos las palabras y sus antónimos, también los antónimos de Utopico.

UTOPICO y su antónimo

Una vez conocido cuál es el antónimo para Utopico, nos podemos preguntar cómo aprende la gente los antónimos.
La mayoría de la gente parece aprender los antónimos por medio de la repetición. Al exponer de manera repetitiva una palabra, y seguidamente se presenta lo opuesto a esa palabra, al pasar el tiempo comenzarán a observar cómo las palabras indican conceptos opuestos. Esto resulta para la mayoría de los antónimos. El inconveniente de memorizar antónimos por la repetición, es que toma bastante tiempo adquirirlos uno a uno en la vida real. Por ello en las escuelas se promueve la lectura e igualmente el estudio del lenguaje. Nos referimos aquí a todas las palabras, también de los antónimos de Utopico

Otra dificultad del uso de la repetición como táctica de estudio es que las personas habitúan estar expuestas a antónimos en condiciones en las que resulta complicado conocer si el término que están escuchando significa lo opuesto de otra.

¿Cómo recopilamos los antónimos de Utopico?

Primero, un lexicógrafo identifica palabras opuestas de la forma como lo haría una mente curiosa. Observan y comparan expresiones con sentidos semejantes hasta que encuentran eso que las vuelve distintas y por consiguiente su opuesto.

Una parte del inconveniente de encontrar palabras contrarias es escoger un vocablo lo convenientemente universal para que contenga todos las definiciones de un término concreto.

También es bastante arduo hallar antónimos para varias palabras.

No es simple encontrar antónimos para los términos. Para ciertas palabras, lo inverso ni siquiera existe.

Por ejemplo, ¿qué es lo inverso a existir?

Bien, en esta situación hay otro ejemplo de una palabra que no tiene un inverso. ¿Qué es lo opuesto al tiempo?

Utopico y otras palabras – ¿Cuál es la diferencia entre antonimos y sinonimos?

Por ejemplo, dada la frase de entrada “grande”, buscaría las frases más similares a ella: apoyándose en su repetición en el texto y otros componentes. Así descubrimos que las mejores combinaciones son: grande, gigantesco, enorme. Hecho esto, pasamos a buscar opuestos, del mismo modo, con un aprendizaje automático e inteligencia artificial. Así que prontamente haría un modelo de cómo la humanidad conecta estas palabras, por ejemplo que son opuestos entre sí.

Luego conseguiría utilizar este tipo para distinguir si hay algún patrón en el empleo de los vocablos que señale un sinónimo y opuesto.

¿En qué momento conocen los niños los antónimos de UTOPICO y otras palabras?

En primer lugar, la gente aprende palabras nuevas y conceptos porque están sujetos a estos en su medio. Como por ejemplo, si un niño que es enseñado por los progenitores con un hermano mayor, capta lo que significa “mayor” pues se le instruyó esta definición de forma práctica. Si el mismo infante fuese formado sin hermanos, entonces tal vez esta definición en particular sería más complejo de asimilar o hasta inexistente. Eso nos lleva a pensar que el estudio de antónimos y sinónimos depende en demasía del medio social en donde nos desarrollamos.

¿Por qué deberíamos entender los antónimos de Utopico y otras palabras?

El concepto de antónimos es ampliamente esencial desde la visión de los especialistas del lenguaje, pero además para dramaturgos, e incluso para los psicólogos. La idea y la definición de los verbos opuestos es una cosa que las sociedades han construido para ellos mismos a medida que evolucionaba su lenguaje y los procedimientos de reflexión.

Es un tema importante el cómo hemos estructurado un idioma que opera para el colectivo, y permite saber y sistematizar el entorno. Por ejemplo, a medida que los humanos se transformaron requirieron ser aptos para delinear el ambiente exterior, así que desarrollaron términos contrarios como frío y calor. Estos son concepciones con los que podemos explicar sencillamente una coyuntura.

Lo mismo se ajusta al concepto de antónimos. Es un método de narrar algo con expresiones, para que podamos dialogar sobre ello.
El dilema es que esto no actúa así para las computadoras. No es sencillo programar un computador para que entienda exactamente las interrelaciones antagónicas de variado peldaño entre los términos.
Las personas no son androides, así que la concepción de los antónimos es un concepto humano que no actúa para los pc. Un robot no tiene ser explicado como algo que es lo contradictorio a otra cosa.

¿Cómo hallan los lexicógrafos los contrario?

Contemplemos el modo en que las personas memorizan un lenguaje. Primordialmente debemos memorizar un conjunto de símbolos y sus connotaciones a fin de poder relacionarnos con los demás. Después, como adultos, empleamos esos signos en el interior de nuestras costumbres diarias a pesar de que hayan entidades arbitrarias de ruidos o símbolos (como, grafemas y términos elaborados de estas letras). Sólo pues se nos instruyó de que una conjugación de sonidos tiene un significado que les otorga una interpretación.
Imaginemos que consiguiéramos instruir a los animales a emplear el argot de las personas. Memorizarían los signos autoritarios y sus conceptos. Pero, no necesariamente discernirían lo que denotan esas expresiones, ya que no se les ha aleccionado ni un solo significado del mundo cierto detrás de ellas.
Por ejemplo, si le dijéramos a un perro que el término “golosina” significa comida, así constantemente que perciban el termino “golosina”, desearán obtener una cosa agradable. Pero sólo porque los humanos les hayan enseñado que este signo representaba alimento no significa que los caninos deduzcan lo que indica.

Igual pasa con los nombres. Las designaciones son signos absolutamente injustos que las personas han aprendido a asociar con el hombre o elemento. Las palabras no tienen un significado permanente en si misma, aunque en vista de que se nos enseñó que es algo, cuando escuchamos un nombre le otorgamos un significado.
Acá es donde entra el concepto de antónimos. Un antónimo es un término que dispone de una connotación contraria a otra palabra, y puede ser utilizado como una herramienta para entender lo que indican los términos.

This div height required for enabling the sticky sidebar